sexo, drogas y Rock & roll

CUANDO DICES NO, CUANDO TE DICEN QUE NO

“Antes de negar con la cabeza, asegúrate de que la tienes

Truman Capote.

En la relación con las personas que te rodean hay un elemento muy importante, la comunicación: lo que quieres decir, lo que dices realmente y cómo lo dices. Si todo ésto no está relacionado pueden surgir conflictos y malos rollos.

Lo fundamental tiene que ser conseguir tus objetivos pero siempre respetando a l@s demás.

CUANDO DICES ¡NO!

Aunque sea de manera inconsciente, siempre estamos ejerciendo y recibiendo presión de l@s demás. La presión en sí no es ni buena ni mala, depende de la manera en que se realiza y si nos lleva a hacer algo que realmente no querí­amos, pero otras veces las motivaciones para ejercer presión son buenas: pasarlo bien, estar juntos,… Por éso es muy importante que aprendas a distinguir lo que no te conviene, cuando tienes que decir “no”, aunque a veces, ésto pueda suponerte un enfrentamiento o un malestar.

Ante situaciones de presión, es importante que hagas respetar tus opiniones, pensando siempre que para defender tu postura no es necesario ofender a nadie. Hay que saber controlarse ante situaciones incómodas y tener claro que no siempre tenemos la razón.

discusion

CUANDO TE DICEN QUE ¡NO!

Tienes que respetar las opiniones o comportamientos de l@s demás, aunque no estés de acuerdo, y nunca presionar de forma negativa a alguien porque piense de manera diferente a tí­, es decir, no hay que ridiculizar(“eres un gallina”, “eres un niñat@”), amenazar(“como no lo hagas, dejaremos de ser tus amig@s”),retar (“a que no te atreves”, “a que no eres capaz”), engañar (“yo ya lo he hecho antes y no pasa nada”), hacer la pelota (“con lo inteligente que eres”…).

Respetar la opinión de l@s demás no significa que tú tengas que pensar o hacer lo mismo que ell@s. Por otro lado, cuando quieras convencer a alguien sobre algún tema, si no lo consigues, tienes que aceptarlo y respetarlo.

CUANDO EL ASUNTO TRATA DE DROGAS

La decisión de consumir o no consumir es personal, no te dejes llevar por tu entorno, tus amig@s, la publicidad”…Tod@s tenemos derecho a no hacer algo que no queramos, tienes que pararte a pensar por qué haces las cosas, y nunca hacerlas para complacer a l@s demás. Primero escucha lo que te piden, compáralo con lo que tu quieres, y después toma una decisión eligiendo lo más conveniente. Antes de tomar tu decisión piensa siempre en las consecuencias a las que deberás enfrentarte.

decir-No

Cómo decir que “no”

Simplemente un “no“, pero un “no” sencillo y rotundo: “no”, “no, gracias”, “lo siento, no me interesa”, “perdona, ya sabes que no”, “he dicho que no, no me lí­es”.

Repetir lo mismo todas las veces que sea necesario, pero sin enfadarte ni levantar la voz: “lo siento, no me interesa. Lo siento, no me interesa. Lo siento, no me interesa”….

Proponer otras alternativas.

Cuando has dicho que no y te contestan con una ofensa, por ejemplo, “no te atreves, eres un@ cobarde”. Contestar con una frase que tiene dos partes, la primera empieza “para tí­…y la segunda “para mí­…“, por ejemplo, “para tí­ seré un@ cobarde, pero para mí­ soy una persona que sabe divertirse”.

Cuando dices que no y te contestan de malas maneras: no discutir las razones, dar la posibilidad de que la otra persona tenga razón y seguidamente expresar lo que quieres: “puede que tengas razón pero prefiero no hacerlo”, “puede que yo sea un@ cobarde, pero no lo voy a hacer”, “es posible que todo el mundo lo haga, pero a mí­ no me apetece…

Con una respuesta divertida o no prevista, puedes descolocar al/a la otr@. Por ejemplo: “¿Qué te pongo?”, te pregunta el camarero, a lo que tú respondes, “Nervioso”. O “Si es tan bueno, fúmatelo tú”.